TEMA: Interdisciplinariedad y metodología

Ajustado por AGG
Antecedentes
La diversificación del conocimiento condujo al desarrollo de numerosas ramas científicas con conceptos, problemas, métodos y técnicas que permitieron analizar por partes la compleja realidad.

Durante los siglos XV surge la Matemática y la Biología entre otras. Estas tuvieron su origen siglos atrás, unido al desarrollo de la sociedad condicionado en un inicio por la división social del trabajo, es decir, la especialización del hombre en algunas tareas que propició el despliegue de nuevas técnicas de trabajo transmitiéndose de generación en generación a través de diferentes formas. Además, se une a ello la posesión del método experimental que se traduce en un desarrollo vertiginoso de las ciencias.

La escuela, reflejo de la realidad social, comenzó a estructurarse mediante currículos disciplinares. Apareció la disciplina a comienzos del siglo XIX como una manera de organizar y delimitar un territorio de trabajo, donde se relaciona la investigación y experiencia dentro de un mismo contexto.

Los modelos económicos capitalistas, caracterizados fundamentalmente por buscar nuevas especialidades y subespecialidades que favorecieran el desarrollo industrial en su afán de mayores ganancias, abren el camino al desarrollo pleno de las disciplinas. Se insistió mucho en que el hombre se especializara en un campo del conocimiento para hacer frente a esta demanda social, pero al mismo tiempo al internarse en el seno de cada una de ellas surgen un conjunto de procesos que engloban gran parte de otros objetos del conocimiento, de otras disciplinas. Es precisamente aquí donde empieza a aparecer con mayor énfasis la necesidad de la interdisciplinariedad.

El siglo XX fue expresión del desarrollo disciplinar, en él aparecieron mayor cantidad de especialidades y subespecialidades, pero a su vez fue la época donde la interdisciplinariedad renace, cobra fuerza, rigor y justificación para dar una repuesta a la demanda de la sociedad actual, sobre todo si entendemos la gran diversidad que existe en la experiencia de la vida del hombre, resultado del legado cultural de otras generaciones, en este sentido, se redefinen nuevas áreas del conocimiento (Bioquímica, Cibernética entre otra).

La década del 70 marca el momento histórico del cambio en la estructura del pensamiento, de actitud, tanto de los científicos como de los pedagogos. En este periodo, Estados Unidos instrumentaba la enseñanza modulada (los contenidos se agrupaban en módulos o bloques a los que se ajustaban asignaturas o disciplinas afines). Piaget, en el marco de un seminario en Francia, explicó la necesidad de buscar estructuras comunes a todas las disciplinas para dar un impulso decisivo a la filosofía interdisciplinar. En España también se dieron importantes pasos en relación con este tipo de enseñanza, de modo que en los currículum obligatorios de la enseñanza media, se hizo énfasis en la integración de campos del conocimiento o áreas para facilitar la comprensión desde distintas disciplinas y por consiguiente lograr una solución efectiva a los problemas inherentes al desarrollo de la sociedad.
En este mismo orden se planteó que los contenidos de las distintas materias debían coordinarse de modo que permitan formar en el alumno un sistema generalizado de conocimientos integrados en su concepción del mundo y debía lograrse también el desarrollo de capacidades, actitudes y conductas. Estas debían ser adquiridas como un sistema global, único.
Es necesario apuntar, además, que al no dominar el sistema de conceptos, leyes, categorías de todas las ciencias del área existen errores al aplicar los mismos a determinadas situaciones que no se ajustan, su formación inicial está enmarcada en una especialidad, no conoce los nexos que mantienen conectadas las disciplinas del área; por otro lado, no existe una concepción metodológica integradora del proceso; no se tiene en cuenta los nexos que mantienen conectadas cada una de las disciplinas del área en la planificación coherente en los distintos niveles del trabajo metodológico.

Como hemos expuesto hasta aquí son dos las temáticas que confluyen: interdisciplinariedad y metodología buscando como máxima aspiración que el estudiante no enfrente un amplio volumen de contenido sin conexión alguna, que sean capaces de explicar los fenómenos naturales y sociales desde la integración de los contenidos de las distintas ciencias. Con ello se pretende que estos traduzcan en significado y sentido el contenido que reciben de forma holística tal como ocurre en la realidad, de ahí que sea necesario detenernos en ¿cómo lograr la interdisciplinariedad a partir del currículum actual en secundaria básica?.

En nuestro criterio, la interdisciplinariedad es un proceso que busca el establecimiento de nexos, relaciones de conocimientos, habilidades, hábitos y valores entre las distintas disciplinas de forma tal que sin negar sus objetos de estudio logren una articulación que se traduzcan en modos de pensar, comprender, actuar, transformar la compleja realidad y resolver los problemas que la sociedad impone a cada persona.
La interdisciplinariedad es una alternativa que todas las instituciones escolares deben poner en práctica en función de buscar la armonía, la concertación y el entendimiento para beneficio de las mismas, la ciencia, el hombre y la sociedad.
Una de las formas en que esta se manifiesta en la escuela es mediante las relaciones interdisciplinarias pues son una condición didáctica indispensable que permite reflejar las relaciones objetivas vigentes en la naturaleza y en la sociedad mediante el contenido de las diferentes disciplinas que integran el plan de estudio actual. Esta constituye una vía efectiva que contribuye a relacionar mutuamente el sistema de conceptos, leyes, teorías de forma tal que garantizan un sistema general de conocimientos, habilidades, valores teóricos y prácticos que le permita al estudiante enfrentar los desafíos y problemas de esta realidad, además conlleva inexorablemente a la explicación de los hechos y fenómenos en su interrelación que desde una sola disciplina sería imposible lograrlo
En la implementación de una metodología para el trabajo interdisciplinario en el criterio de los autores es necesario tener en cuenta el factor comunitario, práctico, democrático, motivacional, vivencial y comunitario y curricular como lo explica Alberto caballero en su tesis doctoral, pero si creemos imprescindible en este último tomar en consideración el encargo social, el objeto de estudio. Indiscutiblemente en ocasiones una disciplina para la explicación de su objeto tiene que utilizar conocimientos de otras que explicarían de forma acabada el hecho, fenómeno o proceso.

En sentido general cada una tiene su objeto y su encargo social, pero se complementan en una gran unidad al estar relacionado con los objetos del conocimiento. Ante esta exigencia de la sociedad a la escuela hay que detenerse entonces en si el estado deseado ha sido alcanzado en toda la magnitud que demanda desde el proceso docente educativo en cuestión. En el caso que nos ocupa, obviamente la respuesta es insuficiente. Es por ello que es posible hablar de los problemas que enfrentan las áreas y disciplinas.

En las respuestas a estas problemáticas hay completa unidad de criterios entre los especialistas consultados, en cuanto a que una de las formas en que se puede lograr es estableciendo relaciones interdisciplinarias.

Interdisciplinariedad desde la práctica curricular.

En la práctica del currículum al realizar el estudio de los programas por disciplina es imprescindible el conocimiento de loas los objetivos generales, así como la determinación de los que son invariantes y rectorean el proceso docente educativo que a su vez responden al encargo social. Partiendo de la idea de que se consideran invariantes aquellos elementos que se repiten, son constantes o los que no varían.
Siguiente

Comentarios


Deja un comentario