Algunos apuntes sobre las plantas medicinales

baner pla medic

Autora: MsC María de los Ángeles Castro Balberis

Plantas medicinales son aquellas plantas que contienen, en alguno de sus órganos, principios activos, los cuales, administrados en dosis suficientes, producen efectos curativos en las enfermedades de los hombres y de los animales en general. Según estudios científicos, los análisis bioquímicos han podido determinar los componentes principales de las plantas medicinales, los llamados principios activos.

Se calcula en unas 260.000 aproximadamente las especies de plantas que se conocen en la actualidad, de las que el 10% se pueden considerar medicinales, es decir, se encuentran recogidas en los tratados médicos de fitoterapia, modernos y de épocas pasadas, por presentar algún uso. La fitoterapia tiene sus orígenes en los albores de la humanidad, desde que aparecen registros o referencias fiables. Al principio se utilizaba a través de rituales mágicos. El uso, desde tiempos antiguos, de las plantas para curar se pone de manifiesto por la existencia de herbarios desde la época de los sumerios, los asirios, los babilonios o los fenicios. El Papiro de Ebers (1700 a.C.), con más de 20 m de longitud, encontrado en las ruinas de Luxor, ya recoge, por ejemplo, el uso medicinal de 700 plantas, como el ajo o la adormidera. En China y el resto de Asia el uso de plantas para tratar enfermedades se remonta a más de 10.000 años. Sin embargo, fueron griegos y romanos los primeros en sistematizar en Occidente, a través de sus escritos, el estudio de las plantas medicinales.

libroAsí, Dioscórides, en su obra “De Materia Medica”,
describe más de 550 plantas medicinales, minerales y sustancias de origen animal, incluyendo la mandrágora. El libro fue difundido durante la Edad Media, tanto en su original griego, y en otras lenguas, como el latín y el árabe.
El estudio de los componentes de las plantas medicinales se centra en las sustancias que ejercen una acción farmacológica sobre el ser humano o los seres vivos en general.

La recolección debe realizarse cuando los principios activos de la planta están maduros. Por lo general, se debe proceder al secado de los vegetales lo más rápido posible, de forma que no fermenten los azúcares que contienen, aunque hay que tener en cuenta que las hierbas secas poco a poco van perdiendo sus propiedades. Las flores deben recolectarse recién abiertas y secarse con papel limpio; las hojas deben recolectarse antes y durante la floración y extenderse sobre un papel o rejilla; las plantas enteras deben ser despojadas de las hojas marchitas y los restos de tierra; las semillas y frutos no suelen necesitar ningún tratamiento; y las cortezas y raíces se deben tomar de ejemplares jóvenes.

Hoy los botánicos están preocupados porque muchas especies de plantas utilizadas en la medicina y que se han identificado recientemente proceden de zonas naturales amenazadas. Las especies de plantas medicinales en peligro de extinción únicamente deben explotarse de conformidad con las leyes nacionales y regionales. También la preocupación está dada por el consumo exorbitado de especies vegetales amenazadas, lo cual implica un riesgo para su supervivencia y el de perder la bondad de la naturaleza de ofrecernos las plantas que curan nuestras dolencias.

Actividad de aprendizaje
Exponga una serie de acciones que permitan el cuidado y protección de las plantas, entre estas las que presentan propiedades curativas. Debatan las acciones en el grupo.









Comentarios


Deja un comentario